top of page

Raíces Espirituales de Japón: Un Viaje por el Shintoísmo y su relación con Reiki

El shintoísmo es la religión indígena de Japón que se centra en el culto a los Kami, que son espíritus o deidades asociados con elementos naturales, lugares sagrados, ancestros y fenómenos naturales. No posee un conjunto de dogmas fijos ni una escritura sagrada central, sino que se basa en tradiciones y rituales transmitidos a lo largo de las generaciones. Enfatiza la importancia de la armonía entre los humanos y la naturaleza, la pureza ritual y el respeto por los Kami, que pueden influir positivamente en la vida cotidiana y en el bienestar de la comunidad.


La influencia del shintoísmo en Reiki es notable, especialmente en la práctica y filosofía del Reiki tradicional japonés. Reiki fue desarrollado en Japón a principios del siglo XX por Mikao Usui, quien integró aspectos del shintoísmo, como la purificación, la meditación y el respeto por todas las formas de vida, en sus enseñanzas. Esta integración ayuda a fomentar un enfoque holístico en el que la sanación se ve como parte de un proceso más amplio de equilibrio espiritual y armonía con el universo.


Explorando los Templos Shintoístas: Más Allá de la Puerta Torii


Puerta Torii
Puerta Torii

El shintoísmo se manifiesta visualmente en sus templos, ofreciendo un espacio sagrado que armoniza el entorno natural con la espiritualidad. Estos templos, dispersos por todo Japón, son lugares de culto y festivales, cada uno con características únicas pero unidos por elementos comunes que simbolizan y facilitan la conexión con lo divino.



El elemento más reconocible de un templo shintoísta es la puerta torii. Tradicionalmente hecha de madera y pintada de un rojo vibrante, esta estructura simboliza el umbral entre el mundo físico y el espiritual. Al pasar bajo una torii, se dice que uno se purifica y entra en un espacio sagrado, dejando atrás las preocupaciones mundanas. La simplicidad de su diseño —dos columnas verticales unidas por dos travesaños horizontales— refleja la elegancia y la serenidad que caracterizan al shintoísmo.


Otro componente vital es el shimenawa, una cuerda trenzada de paja de arroz que se encuentra comúnmente en los templos shintoístas. A menudo adornada con tiras de papel blanco (shide), esta soga se cuelga en las torii, alrededor de los árboles sagrados, o en las rocas, marcando la presencia de un Kami. El shimenawa actúa como una barrera purificadora que protege contra los espíritus malignos, simbolizando la pureza y la separación del espacio sagrado del espacio profano.


Komainu: Los Guardianes del Templo


Torii con Komainu
Torii con Komainu

Flanqueando la entrada de muchos templos shintoístas, los Komainu son estatuas de criaturas parecidas a leones o perros. Estos guardianes místicos se presentan en parejas, con una boca abierta para ahuyentar a los malos espíritus y otra cerrada para mantener dentro las buenas energías. Los Komainu no solo son protectores del templo, sino que también sirven como un recordatorio del poder y la majestuosidad de los Kami.


Los Emas son pequeñas tablillas de madera que los visitantes utilizan para escribir oraciones o deseos y luego colgar en estructuras especiales dentro del templo. Estos ofrecimientos personales reflejan la relación íntima y directa que los fieles mantienen con los Kami, donde comunican sus esperanzas, sueños y gratitudes, fortaleciendo el vínculo entre lo divino y lo humano.


Influencias shinto en Reiki


Como mencioné anteriormente, el concepto de Kami sugiere una presencia divina en todos los aspectos de la naturaleza, lo que refleja una visión animista del mundo. Este enfoque está alineado con el principio fundamental de Reiki que concibe a la energía vital universal (ki) como una fuerza omnipresente que interconecta todo lo existente.


Las prácticas de purificación (harai) en el shinto tienen un paralelo, a pequeña escala, en las técnicas de limpieza energética utilizadas en Reiki. En el shinto, rituales como el oharai buscan limpiar la impureza (tsumi) y restaurar la armonía con los Kami. En Reiki, técnicas como el barrido o baño seco se utilizan para eliminar impurezas energéticas y purificar el cuerpo a nivel espiritual, facilitando así el flujo del Ki.


El shintoísmo es conocido por sus numerosos festivales (matsuri), que no solo honran a los Kami sino que también fortalecen los lazos comunitarios a través de prácticas compartidas. Reiki, aunque es generalmente una práctica más individual, también incluye elementos comunitarios como las sesiones de sanación en grupo, Mawashi Reiki y la enseñanza, donde se comparten y se transmite energía en un ambiente colectivo.


La unión entre el shinto y Reiki se encuentra en la valoración compartida de la interconexión entre todos los aspectos de la vida y la existencia de una fuerza espiritual que permea todo. Reiki, aunque no es una religión sino una técnica de sanación, incorpora elementos de la cosmovisión shinto en su enfoque hacia la energía vital universal y la purificación espiritual, haciendo de estas dos tradiciones japonesas un ejemplo de cómo las prácticas culturales pueden influir y enriquecerse mutuamente. Esta interacción es un testimonio del diálogo constante entre tradición y modernidad en el contexto de la espiritualidad y la sanación.


Conocías esta hermosa y antigua religión? Querés saber más?


Un abrazo!




28 visualizaciones1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo

1 Comment


Excelente artículo Marina. Te deja con ganas de seguir profundizando.

Gracias siempre Maestra.


Like
bottom of page